Angel
 

Angel

Liam cuando era humano, Angelus cuando fue convertido en vampiro, Angel aparece en la primera temporada como poco más que el desconocido alto y moreno con el que se supone que sueñan todas las adolescentes (cuando no están enamoradas de Billy Idol, claro). Con la misión de ayudar a la Cazadora,  Angel va metiéndose más y más en la vida de una Buffy adolescente, de la que termina enamorándose. Ella también de él, con la fuerza inocente del primer amor. La relación entre ellos no será fácil, porque tras  su primera noche de sexo Angel pierde el alma y regresa como Angelus, malvado y depravado. La maldición de los gitanos que le impuso el alma en el pasado, lo condena a perderla de nuevo si experimenta un sólo instante de felicidad pura.

Si Angel era aburrido, no podemos decir lo mismo de Angelus. Personaje fascinante, posiblemente el malo más cabrón del buffyverso, parece tan obsesionado por la Cazadora como enamorado estaba de ella cuando tenía alma, y se dedica a perseguirla, a ella y a los suyos, hasta terminar asesinando en pantalla a la señorita Calendar, pareja de Giles y primer personaje importante de la serie que muere. Curiosamente la llegada de Angelus da una extraordinaria vuelta a la segunda temporada, y a toda la serie: el Big bad Spike parece que no era tan bad como nos lo pintaban, o al menos no comparado con el Sire....la rivalidad entre ellos y las continuas humillaciones de Angelus hacen que Spike se alíe nada menos que con la Cazadora para darle final.

Buffy nunca se recuperará del dolor que le causa Angel-us, y por encima de todo de tener que matarlo a final de la segunda temporada, para impedir que el mundo sea devorado por el demonio Acatla.  Willow consigue devolverle su alma repitiendo el conjuro de la maldición, pero es demasiado tarde porque Buffy tiene que matarlo de todos modos. 

Angel pasa cien años en el infierno pero regresa, en la tercera temporada. Mantiene una relación más o menos platónica con Buffy, aunque parece que se siguen queriendo. Al no poder darle lo que ella desea de él, y no ver futuro posible en su relación más que el de una triste amistad, Angel opta por marcharse y dejar que Buffy siga su vida. Sale de la serie al final de la tercera temporada, para iniciar su carrera en solitario en Los Angeles, en la serie Angel. 

Ahí es donde al final vemos profundizarse el personaje, que pasa de ser el aburrido moreno que aparece y desaparece a seguir siendo aburrido pero heroico, noble, abnegado y valeroso. En su serie es donde se explota el potencial magnífico de Angel, y donde se le coge cariño y admiración sin lugar a dudas: un tipo grande, tímido en las relaciones sociales, hosco a veces, poco hablador, con un enorme corazón y unas enormes espaldas donde puede sostener el peso del mundo. Aquí también es donde nos deleitamos con las escenas de su pasado como vampiro, o incluso ya con alma, y de la riqueza de sus relaciones con la familia que formaba con Darla, Drusilla y Spike.

A Angel en las serie se le conocen varias relaciones, del pasado como Darla, Drusilla- a la que creó él- y está bastante claro que Spike.  Mantiene esa romántica relación con Buffy, al menos en la primera mitad de la segunda temporada de BTVS, y posteriormente se enamora ya en L.A. de Cordelia, aunque nunca consiguen llegar a consumar su amor. Angel retoma una suerte de relación con Darla humana de nuevo y de nuevo vampiro en la segunda temporada de su serie, y fruto de su noche de oscura pasión (como Dark Angel) nacerá contra toda naturaleza un hijo de ambos, Connor, monísimo de bebé y totalmente repugnante y prescindible como personaje de adolescente. 

Angel es un personaje que vive atormentado por los remordimientos de todo el mal que ha hecho en el pasado, cuando no tenía alma. y posiblemente porque sabe que eso de que Angelus es su otro yo no es más que un cuento para cazadoras adolescentes: su oscuridad es muy grande y siempre acecha en su interior. Por eso no se permite apenas ni un momento de bajar la guardia frente a sí mismo y su naturaleza. 

Angel intenta hacer lo que puede, salvar a todos los que puede, pero nunca deja de sufrir. En su serie sufre mucho más que en Buffy, además el pobre. Más o menos desde el inicio de Angel parece agarrarse a un poquito de luz y de esperanza en la profecía Shanshu, un ambiguo texto que dice que un vampiro con alma jugará un papel importante (aunque indefinido) en la batalla final contra el mal, y que sus pecados le serán perdonados, volviendo a ser humano, empezando de nuevo. Dejando aparte que la existencia de esta profecía desluzca un poco el papel heroico y abnegado de Angel, él mismo no tiene muy claro si existe o es una simple patraña. Este tema nunca queda resuelto en la serie, quizás el hilo argumental más llamativamente mal resuelto e inacabado de la misma.  Además, cuando Spike le aparece en L.A. habiéndole copiado también lo de tener alma y salvar el mundo... la cosa parece todavía mucho más complicada de resolverse.

La última vez que vemos a Angel es en el último instante de la serie ATS, en Not Fade Away, a punto de lanzarse contra una enorme horda de demonios y al menos un dragón. Pero para que quede constancia dejo claro que ni Angel ni Spike mueren en ese callejón.