5X04 Hell Bound

 

 

 

 

5X04 Hellbound


Written By: Steven S. DeKnight

Directed By: Steven S. DeKnight

Original on air 22/10/2003



Resumen


por demonio


Impresionante capítulo con Spike de protagonista absoluto: Fred sigue sin poder aclarar a dónde va Spike cuando se desvaneces, ni lo que ocurre con él en realidad. Spike descubre que hay otro fantasma en el edificio: el de un repugnante y sádico médico brujo del siglo XVIII que ha burlado al infierno escondiéndose en Wolfram y Hart. mantiene alejado el castigo por sus muchas atrocidades mandando almas de muertos al infierno en su lugar, y ahora está intentando enviar allí la de Spike.
Destacar la triste conversación que mantiene Spike y Angel, donde éste le dice que no tiene escapatoria y no importa lo que hagan ni a cuantos salven: el infierno es lo que les espera al final.

Mientras Fred construye una máquina para volver corpóreo a Spike y salvarlo de lo que lo persigue, con ayuda de Angel y Gunn que le consiguen la energía mística necesaria, Spike lucha por no caer al infierno mientras Pavayne y la visión de los tormentos que le esperan lo debilitan aturdiéndolo. Pero Spike es mucho Spike y no habría llegado a donde está si careciera de recursos: liberándose de la presa del pervertido médico, a pura fuerza de voluntad rehace su apariencia y sus ropas y le ataca violentamente. El asombro de Pavayne es absoluto, y tras una lucha impresionante sobre todo de voluntades, viendo en peligro a Fred Spike renuncia en décimas de segundo a ser corpóreo de nuevo y envía en su lugar a Pavayne al centro del la máquina de Fred, con lo que es el médico quien se vuelve corpóreo. Angel lo deja fuera de combate de un soberbio puñetazo y el repugnante asesino es encerrado, para siempre, en una estrecha, claustrofóbica celda de los sótanos de Wolfram y Hart.



Comentario


por Ehiztari


Pues creo que voy a empezar por el final. Ese impresionante final con Pavayne emparedado que pone de manifiesto la más que discutible alineación de Angel esta temporada en “las filas del Bien” ¿Cuál es la diferencia entre su actuación y la de otros inquilinos de Wolfram and Hart? ¿Que Pavayne se merece una tortura eterna? Sí, pero… ¿puede “marcar la diferencia” un campeón que utiliza sin inmutarse la tortura y la venganza? (Algo que ya es reincidente pues también se vio en el episodio anterior.) Lejos ya Dark Angel, que sí tenía sus motivos comprensibles, el Angel de W &H lo siento a un tris de estar corrompido, contagiado del maléfico bufete en el que se ha sumergido. A su lado, el impotente Spike me parece más inocente, más puro. (En realidad, siempre me lo ha parecido, igual que BTVS es más luminosa e ingenua que ATS).

El planteamiento nihilista de la temporada (y que dará desenlace a la serie) es abrumador y se explicita en la escena “conyugal” del sofá. Allí, en esa discusión, tan irónica y graciosa y sugerente por otra parte, se dicen cosas terribles que yo me niego a aceptar: No hay salvación posible. Lo que importa no es el bien, sino el mal cometido. Su pasado condena a los héroes que, resignados, aceptan que no existe redención para ellos. Me niego y lo achaco a algún otro trauma de Whedon o del puritanismo americano. (Esto no pasaría en un pecador y vitalista país mediterráneo). En fin, que sí, que ATS es una serie más madura, más oscura, menos complaciente (si es que alguna vez BTVS fue complaciente), todo eso muy bien… pero hasta aquí hemos llegado. Y ahora que nos acercamos al final, ahora que la cosa va en serio,… que no, para nada. Nuestros vampiros se tienen que salvar. “Spike y Angel no mueren al final” es el mantra a repetir. Pero además, es que “Spike y Angel no son malos” No son demonios. Han salvado al mundo. Muchas veces. ¡Que ni Whedon in person me va a convencer de lo contrario, hombre!

Ya me he desahogado. O sea que ahora vuelvo para anotar alguna otra cosa.
Y la primera y casi única, que éste es un capítulo para Spike y el rubio, claro, se lo apunta con rotundidad. Pues bueno es él para desperdiciar un episodio que le den. Domina el capítulo de arriba abajo en todas sus facetas: reticente, pelín atemorizado pero siempre manteniendo la serenidad (Me encanta cuando dice que es un fantasma vampiro y que ellos inventaron el miedo a la oscuridad), torturado por Pavayne, rehaciéndose y enfrentándose al espíritu del psicópata, seduciendo a Fred, chinchando a Angel, asumiendo con una sonrisa la mala fortuna que le lleva a desperdiciar su única oportunidad de corporeizarse,…. Ainsss. Tan encantador como Angel bien sabe que puede llegar a ser. Y con esos mimbres,… el resumen es claro: El capítulo se lo merienda Spike y alguna escena para los personajes que tienen la suerte de compartir pantalla con él: Angel y Fred. De lo más jugoso.

1